Cambiando tu vida con el esoterismo

Cuando las cosas no han ido bien desde hace mucho tiempo …

Muchos escriben sobre los malos momentos, ya sea a nivel sentimental o profesional. Se preguntan si es posible empezar a trabajar solos para ver si mejora la situación, y se preguntan cómo salir de una espiral, por ejemplo, en el campo sentimental, en la que la otra persona parece no hacer más que crear dolor, pared, o emitir indiferencia total, o comportarse de manera caótica, malhumorada y muy difícil para la convivencia.

Hay quienes han sido traicionados, o usados, y parece que la situación se repite en una espiral negativa

¿Qué hacer? La mejor manera de cambiar la situación que nos rodea es siempre cambiarnos a nosotros mismos. En un nivel esotérico, decimos ‘cambia nuestra aura’ o ‘cambia la vibración emitida por nuestra aura’. Si hacemos esto, a nivel esotérico y energético comenzaremos a cambiar lo que sucede a nuestro alrededor, poco a poco, y esto también incluye el comportamiento de las personas que nos rodean.

Si estas personas son verdaderamente ‘impenetrables’, porque son demasiado presas de una profunda negatividad, los caminos de la vida se dividirán se alejarán de nuestra vida, de una forma u otra.

Las etapas para este cambio se resumen de una manera sencilla:

1 – purifica nuestra aura y nuestro entorno, como se explica en varias secciones de este sitio. Esto a menudo debe hacerse hasta que se sienta mejor. Si crees que es necesario, también puedes intentar purificar a la persona que te importa, utilizando la misma técnica, también explicada en la sección correspondiente de este sitio.

2 – medita a menudo de forma positiva. Esta acción es fundamental para cambiar la frecuencia de las vibraciones que emanamos.

3 – enfócate en pensamientos o rituales del mundo esotérico. Siempre que pienses en eventos dolorosos, sácalos de tu mente y concéntrate en lo que te haga sentir bien, un animal, un objeto que te gusta, un lugar hermoso, etc.

Explicaciones

Una vez purificados, ciertamente podemos comenzar a realizar rituales propiciatorios positivos, como un «empujón» adicional para atraer el amor a nuestra vida.

Este amor vendrá tanto de personas que ya existen en nuestra vida como de personas nuevas, dependiendo del ‘karma’ de ciertas personas. Estas son leyes energéticas innegables y, si crees en ellas totalmente, si no crees en ellas, nuestra vibración sigue siendo negativa, por lo que anula todos los esfuerzos que hacemos con los ritos y meditaciones, traerán ciertos resultados.

Si una persona, en el campo sentimental por ejemplo, nos está lastimando crónicamente, significa que estamos atrayendo tal comportamiento. Una vez que ha cambiado nuestra vibración energética, como ya se mencionó, o esa persona cambia la actitud que tiene hacia nosotros, o desaparece de nuestra vida, dependiendo de su karma. Pero habrá cambios. Depende de nosotros querer realmente terminar con la espiral negativa y enfocarnos en una vida feliz, llena de amor y personas que nos aman.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *